lunes, 14 de diciembre de 2015

¡Ponte erguida!

"¡Ponte erguida!", estas son las palabras que algunos días más repiten quienes están a su lado. Nadie nos sabe dar una explicación pero hay días que se mantiene sentada y otros que por muchos cogines y almohadas a su alrededor se cae hacia un lado y no es capaz de mantener la postura. ¿Por qué?

No hemos contrado respuesta a la pregunta ni en médicos, ni en expertos, ni siquiera en otras familias o cuidadores de enfermos de Alzheimer. Sin embargo, a todos llegados una determinada fase de la enfermedad les ocurre. Es algo aleatorio de hoy sí y quizás mañana no ni el otro tampoco pero luego está dos días seguidos sin mantenerse erguida.

Eso días, está incómoda sentada y hemos optado por mantenerla más tiempo en la cama. Afortunadamente, ya cuenta con una cama articulada en la que podemos incorporarla un poco o levantarle los pies durante unas horas para que no esté siempre tumbada. No obstante, al irse hacia un lado, esos días  cuesta más darle de comer, que tome sus medicinas o el aseo diario.

Una cosa que sí hemos hablado entre la familia, es que pensamos que está relacionado con la climatología. Pues habitualmente coincide con días más grises, nubosos o lluviosos aunque eso no quiere decir que en verano no le ocurra o no pueda pasarle un día soleado.

Habrá que seguir apostando por la investigación para encontrar explicaciones a las cientos de preguntas que surgen a todos quienes vivimos con este olvido.


PDT.- Diculpen el retraso de esta publicación pero ayer no me fue posible. Gracias por estar ahí

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada